Diseña un sitio como este con WordPress.com
Comenzar

Figuras sedentes

Para Antonio María Almazán todo lo que le rodeaba fue siempre motivo para sus obras. Situaciones fortuitas o personas allegadas, sirvieron al autor como modelos improvisados para sus bocetos a vuelapluma.

El grafito, las tintas, bolígrafos, ceras o los rotuladores. Incluso estos materiales mezclados entre sí o con toque de acuarelas, fueron utilizados profusamente por el autor durante décadas.

Las figuras sedentes un clásico de la figuración en el arte, quedan recogidas en esta pequeña colección, realizada entre 1952 y 1977:

Anuncio publicitario
A %d blogueros les gusta esto: